Nuestros Proyectos

Puerto, Spakenburg, Países Bajos

Cliente: Waterschap Vallei en Veluwe
Periodo: 2016 - 2017

Proyecto

Spakenburg, un antiguo pueblo pesquero a orillas del lago Eem, necesitaba protección contra las fuertes tormentas. La empresa Waterschap Vallei en Veluwe presentó una convocatoria de licitación para encontrar una protección contra inundaciones que no interfiriese en el carácter típico de su puerto histórico y de sus gradas.  El proyecto pedía una solución que se incorporase en el centro histórico de la localidad, utilizando poco espacio y con un tiempo de despliegue máximo de 3 horas. Además, la barrera contra inundaciones de Spakenburg debía poder retener los niveles de agua que se dan durante las tormentas noroccidentales con vientos de fuerza 12. Un muro permanente no era la solución, puesto que actuaría como una bañera en caso de fuertes lluvias. De esta forma, el muro sería un problema en vez de una solución.

Solución

En Spakenburg, la barrera automática contra inundaciones (SCFB) será utilizada por primera vez a tan gran escala, como barrera primaria contra las inundaciones. De hecho, varios estudios han demostrado que la SCFB era lo más adecuado para dicho propósito. Además, cumple con creces los requisitos para las barreras primarias contra inundaciones establecidas por las autoridades holandesas. Con una longitud total de 360 metros y una altura de 80 centímetros, su presa flotante es la barrera automática más larga del mundo. El mayor desafío de este proyecto era que esta no interfiriese con el carácter especial de este histórico pueblo pesquero. Para ello, la barrera que rodea al puerto histórico desaparece en el pavimento cuando está desactivada y cerca del puerto nuevo, desaparece en el muro del muelle con el fin de preservar el carácter histórico de Spakenburg. Un bonito detalle es que el himno de Spakenburg está grabado en la parte superior de la barrera contra inundaciones. Estas medidas son parte de la mejora del dique a lo largo de Zuidelijke Randmeren y Eem. El proyecto está financiado por el Programa nacional de protección contra inundaciones.